Documentación necesaria para realizar un proyecto arquitectónico

¿Qué documentos necesita un proyecto para definir la ejecución de un edificio? Se podría pensar que para construir un inmueble hacen falta los planos… y nada más. Pues no es del todo cierto, lamentablemente los planos son solamente una parte mínima de todo el papeleo que debe llevar un proyecto para conseguir la anhelada licencia de construcción.

Simplificando, se puede decir que necesitaremos los siguientes archivos: una memoria de proyecto básico y proyecto de ejecución, el presupuesto, las mediciones y los correspondientes pliegos de condiciones.

24-proyecto-arquitectonico

Definámoslas brevemente

En la memoria exponemos la obra que vamos a ejecutar, describiendo los métodos y sistemas constructivos empleados, así como materiales y mano de obra. Aquí deberemos distinguir entre la memoria del proyecto básico y la del proyecto de ejecución.  Conviene advertir que si quieres prevenir fallos estructurales como grietas y fisuras, leas lo que hablan en aparejadorencoruna.com sobre estos riesgos estructurales.

La memoria para el proyecto básico debe mencionar el tipo de terreno sobre el que se va a cimentar el edificio, así como los restantes condicionantes urbanísticos que pueden afectar a la parcela. En cambio en la memoria para el proyecto de ejecución se razonará la descripción de la obra, el sistema de construcción elegido, las calidades de los materiales y las normativas legales que afectan a la edificación del inmueble.

El presupuesto nos permite definir de manera exacta el importe de las obras. Esto es muy importante porque permite saber al promotor la cantidad de dinero que se va a gastar, para luego fijar a partir de ahí el precio de los pisos (si es que son para vender). Generalmente los precios de los materiales se obtienen de bases de datos que editan anualmente distintos colegios profesionales de la construcción,  a partir de valores y rendimientos ya preconcebidos.

No obstante siempre conviene revisar esos precios para ajustarlos al mercado actual, porque no es la primera vez que se introduce un precio absolutamente desfasado. Y luego hay problemas.

Junto con el presupuesto suele ir la tabla de las mediciones de la obra, descompuesta por partidas desde la excavación de la parcela hasta el pintado final de fachadas.

Los pliegos de condiciones son la parte más aburrida de todo el proyecto. Consiste en una enumeración interminable de absolutamente toda la normativa de todos los materiales que van a intervenir en el proceso edificatorio. Aquí hay que especificar las calidades, garantías, condiciones económicas y legales, etc. Aquí debemos ser muy claros sobre las especificaciones de los materiales, porque lo que se indique ahí tiene razones contractuales y el proyectista es responsable de una definición errónea.

Una vez realizado el proyecto, debe entregarse en el colegio profesional correspondiente, en donde se le aplicará el correspondiente visado, que no es ni más ni menos que una revisión del proyecto para comprobar si se ha producido algún error. Si recibe el visado, el arquitecto estará algo más tranquilo, porque ya tiene una garantía y respaldo para su trabajo.

Be the first to comment on "Documentación necesaria para realizar un proyecto arquitectónico"

Leave a comment

Your email address will not be published.


*